martes, 12 de julio de 2011

Se creen que somos idiotas.

No encuentro otra explicación. Vamos a ver,  señor Rubalcaba. Con lo listo que usted parece no puede haberse metido en semejante jardín. Me refiero al hecho de que usted haya pronunciado el discurso más falso e hipócrita de cuantos recuerdo. Lleva usted 7 años en el poder. Bueno, muchos más, pero en el poder, poder, 7. Es tiempo más que suficiente para cocinar todas las recetas que usted tiene para enderezar el rumbo de este barco que se hunde llamado España. ¿Por qué carajo no las has aplicado ya? Es posible tamaña desfachatez.

Al PP le digo exactamente lo mismo. Todo el día pidiendo elecciones, como si el hecho de que ellos ganaran fuera una especie de cura milagrosa. Rajoy ha dicho hoy mismo, refiriéndose a la crisis de deuda que vivimos los PIGS (Portugal, Italia, Grecia y España), que los mercados necesitan confianza. Y la tendrán cuando gane el PP. Claaaaro. Como si Grecia y Portugal no hubieran cambiado de gobierno. Los mercados los han sodomizado igual. Berlusconi es la derecha en Italia y hoy su deuda se paga como si fuera una república bananera.
En fin, Rajoy. Lamentablemente todo se va al carajo. Por que las soluciones que proponéis son las mismas que nos llevaron a este desastre. Porque las economías basadas en el crédito, donde ya se piden créditos para pagar créditos, donde estados soberanos enteros dependen del juicio de 3 empresas privadas norte americanas, están condenadas al colapso, como cualquier estafa piramidal.

Así que espero equivocarme. Es más, espero que Jose Luis San Pedro se equivoque. Empieza una era de escasez brutal. Bienaventurado aquel que sepa cultivar la tierra, cuidar animales y hacer cosas con las manos.

3 comentarios:

Lunien dijo...

Como seguramente vote a Rubalcaba en las próximas, me toca defenderlo. :)
Es un peso pesado dentro del PSOE, pero no es su líder. Su líder es Zapatero y, por lo que tengo entendido (sirvan las wikileaks como prueba), es una persona a la que le cuesta mucho dejarse aconsejar.
Por otro lado, de las razones por las que Rubalcaba no ha hecho lo que ha querido este año (pues lleva un año de vicepresidente, no siete), me temo que no sabemos nada y que, de afirmalo, estamos especulando (no tenemos evidencias).
De lo que sí tenemos evidencias es de que, lo que sí está en su mano, lo hace bien (ejemplo: acabar con ETA de forma limpia, firme e inteligente y, lo que es más importante, dando cabida democrática a su ideología política. Algo que ni González ni Aznar supieron hacer como presidentes él lo ha hecho sin llegar a serlo).
Que yo sepa, Rubalcaba no afirma "tener la receta contra la crisis", eso es el lenguaje de EL Mundo y del PP. Él ha dicho cómo pretende combatirla y por qué. Yo, de momento, me fío de él.

Javi, también conocido como "el pulgas" dijo...

literalmente ha dicho que sabe como generar empleo. Ha sido un extraño fallo viniendo de quien viene. Es un buen político. Haciendo política. Quiero decir ganando al adversario.

De todas formas me imagino mucho más a Rubalcaba que a Rajoy de presidente.

Por cierto, cuentan las malas lenguas que estuvo metido hasta las cejas en el GAL. O si no, se lo comió delante de sus narices. En ese tema, la verdad es que ni idea.

Saludodis!

Lunien dijo...

Para mí un buen político tiene que ser, ante todo, una persona trabajadora, inteligente y una mezcla entre pragmática y con principios. Creo que Rubalcaba da el perfil (independientemente de que el PSOE nunca haya sido "mi partido"). Igual me equivoco, oye, pero no vivimos el Siglo de Oro de la política española precisamente. Dime, ¿quién te parece un mejor candidato para presidir el país?
La diferencia fundamental entre Rubalcaba y Rajoy es que el primero sabe hablar muy bien y además es muy inteligente. Rajoy... es Rajoy.

Yo del asunto del GAL sé lo justo para saber que se dio en un contexto muy extremo y que ahí estaba metido todo el mundo, no sólo el gobierno. Además, con respecto a ese asunto se nos ofrecieron muchas versiones y todas muy partidistas. Prefiero seguir sin tener nada claro antes de acusar a nadie sin evidencias o porque no me guste políticamente hablando (algo muy español, por cierto; "lo importante no es la verdad, sino lo que quiero que sea verdad")

Cuando hablas de las malas lenguas te refieres a El Mundo, ¿no? Ese gran ejemplo de objetividad y periodismo desinteresado. Precisamente los encargados de ayudar a quitar al PSOE para poner al PP (su partido) y todo bajo el lema de la libertad y la justicia.